Motorsport

Alain Baudena, el constructor que dejó su huella en el automovilismo argentino

A los 84 años falleció uno de los constructores más prolíficos del deporte motor. Sus trabajos se destacaron en el TC y el Sport Prototipo.

El automovilismo argentino está de luto. El último domingo, a los 84 años, falleció Alain Baudena, uno de los constructores más prolíficos en los ’60 y ’70 y miembro de una familia de carroceros que se inició con su abuelo Pedro y su padre Dante.

Alain Baudena, de origen francés, fue uno de los pilares de Baufer, la empresa que había nacido de la sociedad de su padre Dante y Ramón Febrer a fines de los ’50.

Alain Baudena, el constructor que dejó su huella en el automovilismo argentino
Alain Baudena. Foto: Revista Miura.

El primer gran trabajo de Alain fue una carrocería para una pick-up Chevrolet a pedido de José Froilán González. Inspirada en un Impala de 1959, su creación fue todo un éxito y sirvió para elevar las ventas del concesionario de Pepe.

De la mano del subcampeón de Fórmula 1, Baufer ingresó al automovilismo a principio de los ’60 cuando les pidió que repararan la carrocería de su Ferrari de Fuerza Libre. En lugar de arreglarla, directamente hicieron una nueva y quedó tan bien que les comenzaron a llover pedidos para que metieran mano en diferentes autos.

Ads 1
Alain Baudena, el constructor que dejó su huella en el automovilismo argentino
El Baufer Ford F100 de TC de Dante Emiliozzi.

El Turismo Carretera, que estaba en medio de un proceso de transformación, comenzó a llenarse de los productos de Baufer, que no solo incluían carrocerías con líneas modernas, sino también incorporación de técnicas innovadoras como la utilización de estructuras tubulares –popularmente llamadas como jaulas antivuelco- y refuerzos en las carrocerías.

Los Baudena metieron mano en el Chevitú, el auto que revolucionó al TC; también trabajaron en los prototipos Ford de Horacio Steven, el mítico Trueno Naranja de Carlos Pairetti y los Falcon angostados del equipo oficial, por nombrar algunas de sus creaciones.

Mientras que con la llegada de la categoría Sport Prototipo su ingenio se lució en los modelos del equipo de la Comisión de Concesionarios de Carreras de Chrysler (CCCC), aunque también dejaron su sello en otros prototipos.

Alain Baudena, el constructor que dejó su huella en el automovilismo argentino
El Chevun conducido por Jorce Cupeiro, otra creación de Baufer.

Todos esos trabajos, le permitió a Alain Baudena convertirse en un referente dentro del automovilismo compartiendo cartel con otros grandes constructores de la época como Oreste Berta, Heriberto Pronello, Vicente Formisano y Paco Martos.

En los ’70, Alain priorizó a su familia y fue alejándose poco a poco del automovilismo. Dejó de ir a las carreras y su única vinculación con el deporte motor pasó a ser la provisión de elementos, como jaulas antivuelco, butacas, tanques de combustible de aluminio y trompas de fibra de vidrio para el TC.

Con más tiempo, se sumó a Jorge Ferreyra Basso para crear en 1974 la Chevy DB, un vehículo creado sobre cupé Chevy de serie y que fue todo un homenaje para su padre (de ahí el DB), que había fallecido en 1970.

Ads 2

En los ’80 volvió al ruedo con el Antique de ENIAK S.A. Se trataba de un automóvil deportivo descapotable para dos personas construido con un estilo típico de los años ‘30 y ’40.

Mientras que a partir de los ’90 comenzó una nueva actividad: la restauración. La crisis económica lo obligó a emigrar a Estados Unidos a fines de esa década, aunque eso no lo alejó de lo que tanto amaba ya que se sumó a Metalcrafters, la empresa creada por el Juan Gaffoglio.

El Siglo XXI lo encontró nuevamente en la Argentina y haciendo de la restauración su actividad principal, manteniendo autos del Museo Juan Manuel Fangio de Balcarce y trabajando para Reklus en el diseño y construcción de réplicas de Stutz, Isotta Fraschini, Delage y Maserati.

Ads

Diego Durruty

Soy un periodista con más de 30 años en el ruedo. Arranqué en revistas como CORSA, El Gráfico, Coequipier y SóloTC, pero también me aventuré en el mundo digital en SportsYa!, e-driver.com y kmcero.com. Si eso no te sorprende, también me escuchaste en las radios Rock&Pop y Vorterix.com. Ah, y no puedo olvidar mis coberturas del rally Dakar para la agencia alemana dpa. Hoy en día escribo en Automundo.com.ar y para que no se me escape nada, también conduzco el magazine Dos Tipos Audaces (Spotify, YouTube y Campeones Radio). ¡No hay quién me pare, amigo!

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ads

Volver al botón superior

Adblock detectado

Los anuncios financian nuestro contenido. Considere apoyarnos mediante la inclusión de Automundo en la lista blanca. Solo toma un segundo, es fácil de hacer y no le costará nada. Apreciaríamos su apoyo y gracias por su visita.