Industria

Ferrari KC23: un One-Off que solo se puede disfrutar en la pista

Esta basado en la arquitectura del 488 GT3 Evo 2020, que ha demostrado con solidez su valía en los circuitos más importantes del mundo.

Ferrari ha desvelado el Ferrari KC23, el último modelo de la serie One-Off de su programa Special Projects. El auto, diseñado a petición de un importante coleccionista del Cavallino Rampante, aporta una visión audaz y extrema de un auto de carreras futurista con ruedas cubiertas, y reinterpreta las líneas del Ferrari 488 GT3, el auto de competición más laureado en los 76 años de historia de Maranello.

El KC23, diseñado y desarrollado en el Centro Stile Ferrari bajo la dirección de Flavio Manzoni, se basa en el 488 GT3 Evo 2020, del que hereda su diseño, chasis y motor. El auto donante en este proyecto ha sido realmente exitoso en la pista con más de 530 victorias y 119 campeonatos ganados.

Ferrari KC23

Dada la naturaleza extrema de su motor, chasis y configuración dinámica, el KC23 está diseñado únicamente para un uso no competitivo en pista y su principal peculiaridad reside en su configuración dual. Mientras que la disposición estacionaria del auto le permite lucir sus formas puras, elegantes y sinuosas, cuando sale a un circuito revela unas tomas de aire salientes de apertura automática y un imponente alerón trasero que quita el aliento.

Ads 1

Desde los primeras etapas del proyecto, el Centro Stile Ferrari se propuso, de acuerdo con el cliente, crear un auto único, extremo y sin homologación, que se convirtiera inmediatamente en un clásico de líneas atemporales y, al mismo tiempo, abriera una mirada al futuro del mundo de los superdeportivos. Este desafiante objetivo supuso revisar cada una de las líneas del 488 GT3 Evo 2020, incluidas las superficies acristaladas y los grupos ópticos.

Ferrari KC23

El efecto deseado era el de una carrocería unitaria y monolítica. Por ello, se optó por ocultar algunas de las funciones técnicas del auto, en particular las tomas de aire laterales, haciéndolas abrirse automáticamente cuando se enciende el motor V8 biturbo situado en la parte central trasera. De este modo, el KC23 se prefigura como un auto vivo, cuya forma cambia en función del uso que se le dé. El alerón trasero también es desmontable, para lograr la máxima limpieza formal con el motor apagado.

Desde el punto de vista de la carga aerodinámica y térmica, se ha realizado un intenso trabajo para mantener las prestaciones del auto, en línea con las del vehículo donante a pesar de que la silueta de ambos autos es completamente diferente.

Ferrari KC23

Por ello, se han construido paneles con cinemáticas ad hoc que se activan automáticamente al encender el KC23. Uno de ellos, el situado detrás de la rueda delantera descubre un desviador de flujo que aumenta la carga vertical delantera y mantiene el equilibrio aerodinámico adecuado. Mientras, el de la parte trasera garantiza el flujo de aire necesario para refrigerar el intercooler y los componentes auxiliares, así como la admisión del motor.

Ads 2

También destacan las puertas de apertura vertical articuladas en un solo brazo, una arquitectura compartida con el icónico superdeportivo LaFerrari. Sin embargo, esta modificación no ha supuesto ningún cambio en otras partes estructurales del auto.

Ferrari KC23

El capó delantero cuenta con un sistema de apertura simplificado, que permite la inspección y el mantenimiento del frontal con sólo retirar dos pasadores. Los grupos ópticos también han sido rediseñados en la parte delantera y, sobre todo, en la trasera, donde las lamas luminosas de metacrilato, inspiradas en el concept car Ferrari Vision Gran Turismo, proporcionan un llamativo efecto al encenderse.

Otro elemento que llama la atención de quienes contemplan el KC23 es su color Gold Mercury, una pintura de cuatro capas especialmente desarrollada con base de aluminio.

Ferrari KC23

El interior se ha mantenido lo más minimalista posible y similar al del 488 GT3 Evo 2020, con la excepción de los paneles de las puertas y el guarnecido del salpicadero del lado del pasajero. Los asientos específicos, tapizados en Alcantara con el logotipo electrosoldado, confieren al habitáculo un aspecto elegante, perfectamente integrado con el del exterior. La visibilidad trasera está garantizada por un sistema de cámaras que ha aportado grandes ventajas aerodinámicas al suprimir los clásicos espejos retrovisores, además de preservar las líneas del lateral.

El auto está equipado con dos juegos de llantas especialmente diseñadas. La de 18 pulgadas servirá al KC23 para asombrar al público en los circuitos de todo el mundo, mientras que la delantera de 21 pulgadas, y la trasera de 22, le permitirán expresar toda su clase en configuración estática.

Ads

Automundo

Automundo es el blog sobre noticias de la industria automotriz, el deporte motor y la cultura fierrera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ads

Volver al botón superior

Adblock detectado

Los anuncios financian nuestro contenido. Considere apoyarnos mediante la inclusión de Automundo en la lista blanca. Solo toma un segundo, es fácil de hacer y no le costará nada. Apreciaríamos su apoyo y gracias por su visita.