Charlas de pista: Quejarse es parte…

La reacción de Lewis Hamilton a los dos castigos que recibió en el Gran Premio de Rusia tiene que ver con las características intrínsecas de un campeón y los cambios que la F1 y la sociedad están experimentando.

Motores Clásicos

Por Wagner Gonzalez

La reacción de Lewis Hamilton a los dos castigos que recibió en el Gran Premio de Rusia tiene todo que ver con los cambios que está atravesando la F.1, la forma en que la sociedad se comunica actualmente y, sobre todo, con las características intrínsecas de un campeón. No se puede esperar que un piloto a punto de convertirse en el mayor ganador de la historia tenga un carácter complaciente, mucho menos que los cambios en los procedimientos de carrera permanezcan eternamente estáticos, y mucho menos, que encubrir maniobras equivocadas pasará desapercibido en el entorno de competencia más tenso.

Gran Premio de Rusia
Bottas arrancó mejor y saltó del tercer lugar al segundo. Foto: LAT Images.

En su camino hacia la pole position en la salida en Sochi, Hamilton decidió ensayar dos salidas en lugares no designados para ese propósito. La causa de esto fue evaluar la adherencia de los neumáticos de compuesto blando montados en su coche, una opción más adherente en comparación con los neumáticos de compuesto medio que montaban los coches de Valtteri Bottas y Max Verstappen, respectivamente tercero y segundo en la parrilla y ganador y segundo en carrera.

Las razones de esta desventaja son la gran distancia desde la salida hasta la primera curva, el hecho de que Sochi es un circuito urbano (la pista usa las vías públicas del parque olímpico de la ciudad), el fuerte calor del domingo degradó la goma blanda más rápidamente y las posibilidades de explorar mejor las estrategias de carrera durante las 53 vueltas de la carrera, cuyo resultado completo puedes encontrar aquí.

Valtteri Bottas
Valtteri Bottas ganó por segunda vez en el año y se aisló en segundo lugar del torneo. Foto: Andy Hone / LAT Images.

Al posicionarse en lugares no aptos para ensayar la salida Hamilton y Mercedes se arriesgaron y terminaron creando argumentos para una historia con jugadas dignas de una historia de espías. El equipo afirma que sus rivales alertaron a la FIA del hecho y que la presencia de Mika Salo como comisario deportivo habría facilitado que la televisión finlandesa transmitiera la noticia de primera mano (incluso antes de la divulgación oficial) e incluso antes de que comenzara la carrera… Los nombres de Hércules Poirot, Jacques Clouseau, Dana Scully y Fox Mulder fueron considerados para investigar el caso…

Inicialmente, el piloto inglés recibió dos penalizaciones de cinco segundos -a pagar en su parada en boxes obligatoria- y dos puntos en su superlicencia que le da derecho a un piloto a competir en F.1.

Michael Masi
Charlie Whiting (I) y MIchael Massi (D): valores diferentes en la dirección de la carrera. Foto: Formula1.com.

Alguna influencia que debieron haber ejercido los detectives de la literatura y la televisión: bajo la influencia de Michael Masi, director de pruebas de la categoría, no se aplicaron los dos puntos porque entendió que la falla se debía a instrucciones del equipo, no a una decisión tomada por el equipo. De no ser así, Hamiton, que ha acumulado ocho puntos en los últimos 12 meses, estaría a dos de ser suspendido por una prueba…

Masi asumió el cargo a principios de 2019, cuando Charlie Whiting falleció en vísperas del Gran Premio de Australia víctima de una trombosis, cuadro clínico típico de quienes pasan muchas horas al año viajando en avión. Desde entonces imprime su marca en el transcurso de las pruebas y dos de ellas son el uso más intenso del Safety Car y las penalizaciones más severas en casos de accidentes e incidentes durante las carreras.

auto de seguridad F1
El uso de Safety-Car es una de las herramientas que Michael Masi utiliza con frecuencia. Foto: Wolfgang Wilhelm.

Lewis Hamilton también imprime su huella en la F.1: entre otras cosas, es el primer piloto negro en ganar el título y explora su papel en la promoción de causas sociales. Además, muchas veces crea situaciones embarazosas para los valores todavía clásicos de la categoría y por estar en un nivel de eficiencia por encima de sus rivales acaba imprimiendo cierta monotonía en una categoría que tiene en la emoción y en disputa uno de sus principales puntos de venta. Hamilton no es el primero en desempeñar ese papel: Ayrton Senna, por ejemplo, tuvo una actitud similar y fue igualmente agresivo al defender sus puntos de vista y opiniones sobre lo que era mejor y más seguro.

Max Verstappen
Max Verstappen se aprovechó de los errores de Hamilton y quedó segundo. Foto: Mark Sutton / LAT Images.

Lo que atrapó la mayor parte del episodio de Sochi fue a Lewis Hamilton acusando a la FIA de intentar hacerle daño y pintando en tonos de persecución las sanciones que, directa o indirectamente, determinaron el desenlace y el resultado del Gran Premio de Rusia. Además de provocar un poder establecido y ser extremadamente difícil de demostrar, es una reacción en cierta medida esperada de un piloto que está en la carrera para igualar a Michael Schumacher como el mayor ganador de la historia. No hay duda de que el GP de Rusia será olvidado cuando el inglés consiga su 91ª victoria en la F.1. Mientras que los rivales siguen esperando que él y Mercedes sigan cometiendo errores y equivocaciones como los del pasado domingo…

 

Fuente
BEEPRESSWagner Gonzalez en InstagramWagner Gonzalez en Twitter
Ads
Patronelli MotorStore 728×90

Automundo

Automundo es el blog sobre noticias de la industria automotriz, el deporte motor y la cultura fierrera. Director: Diego Durruty.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior

Adblock Detectado

Considere apoyarnos deshabilitando su bloqueador de anuncios